Search
  • MarianBarrs

Capítulo 6. El mejor amigo del hombre o la perra fiel

Updated: Apr 20

La mano derecha del profesor loco era esa ex alumna que tenía una relación simbiótica con el Dr. Emmet, devenida en docente novata de poco nivel. Pepita (así decidimos apodarla) se había recibido apenas dos años antes y además de vivir pegada al Dr. Emmet, lo imitaba en todo lo que podía.


Lamentablemente, también copiaba del profesor loco todo lo negativo, en su genuina creencia de que ésa era la manera correcta de ejercer la docencia.


Pero Pepita tenía dos problemas adicionales. Por un lado era mitómana. No sólo se inventaba títulos universitarios que no tenía (de supuestas carreras universitarias que habría estudiado en algún momento de su vida) sino también, se inventaba empleos que no tenía: por ejemplo, dijo que era profesora de inglés de una prestigiosa universidad, cuando la verdad es que no hablaba inglés. A un grupo de alumnos les dijo que era médica de planta de Clínica de un hospital de la zona sur y dos alumnos que trabajaban en ese lugar pudieron corroborar que no era cierto. También, se jactaba de ser "psiquiatra" cuando, en realidad, estaba haciendo una concurrencia en psiquiatría (y recién empezaba la especialidad).


Asimismo, el relato de su vida personal variaba mucho según a quién se lo contara. A algunos les dijo que era adoptada y que su madre adoptiva no la quería. A otros les dijo que su padre había fallecido cuando ella era niña. La verdad es que uno no sabía qué creer y qué no.


Por otro lado, era absolutamente deshonesta y hábil para disfrazar esa deshonestidad, al punto de que todos, incluido el Dr. Emmet, le creían cualquier cosa que ella dijera; incluso cuando existían pruebas sólidas en su contra. Tenía la capacidad de convencer a la gente de su condición de "víctima" de calumnias y, adicionalmente, tenía un enorme vacío afectivo que se evidenciaba notoriamente en su imperiosa necesidad de llamar la atención y ser considerada una "persona importante".


Cuando leemos sobre los psicópatas y sus complementarios, a veces pensamos que el tema es bastante lineal. Pero la realidad es que, en relaciones particularmente complejas y altamente patológicas como la del profesor Emmet y Pepita, la docente novata, a veces los roles se intercambian. Lo que en un principio parecía ser un hombre mayor, manipulador y una joven docente novata, actuando como brazo ejecutor de la psicopatía del primero, terminó invirtiéndose, al menos por momentos, y los resultados fueron desastrosos para todos; no sólo para ellos dos.


A veces, en la vida, la unión o relación de dos personas (en este caso, laboral) puede potenciar lo mejor del otro y ser de máximo provecho y beneficio para las personas involucradas y/o para todos, en general. Éste no era el caso. Era todo lo contrario. Esta asociación tenía el macabro tinte de los vínculos patológicos, donde no sólo ellos acabaron perjudicándose a sí mismos con sus propias acciones, sino que perjudicaron gratuitamente a mucha gente por el camino.


Con la aprobación del Dr. Emmet -y al amparo de la vista gorda de las autoridades de la facultad- Pepita dio rienda suelta a una cantidad de abusos de autoridad, favoritismos y excesos de todo tipo, tal como quiso y sin que nadie le cuestionara nada.


(Continúa en el Capítulo 7)

0 views

© 2023 by The Book Lover. Proudly created with Wix.com